Tu navegador no está actualizado. Tiene conocidas fallos de seguridad y podría no mostrar todas las características de este y otros sitios web. Aprendé cómo podes actualizarlo.

Inauguramos el Museo del Humor

Rinde homenaje a los grandes referentes argentinos del humor gráfico.

El jefe de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires, Mauricio Macri, inauguró el Museo del Humor en el viejo edificio de la cervecería Munich, en la Costanera Sur, donde funcionará este espacio que rinde homenaje a los grandes referentes argentinos de este género.

"Nos pone muy contentos abrir un lugar como éste, que pone a Buenos Aires en un lugar de vanguardia, gracias a estos artistas que nos acompañan y que a lo largo de tantos años nos alegraron el corazón", dijo Macri.

La apertura tuvo como marco una presentación de la compañía francesa Les Plasticiens Volants. También se realizaron actividades recreativas para toda la familia y se proyectó “Upa en apuros” (1942), el primer cortometraje animado argentino.

El museo está presidido por una comisión de notables que integran Quino, Carlos Garaycochea, Manuel García Ferré, Hermenegildo Sábat y Guillermo Mordillo.

Macri manifestó el deseo de que "este espacio se convierta en un lugar de referencia para muchos jóvenes talentosos que están iniciando esta carrera y que van a poder venir aquí y conectarse con la obra de nuestros grandes maestros".

Con la puesta en marcha de esta iniciativa Buenos Aires se convierte en una de las primeras ciudades a nivel mundial que contará con una sede fija y dinámica para el humor gráfico, respaldada por los principales creadores de esta disciplina.

La inauguración fue acompañada también con la presentación de la exposición “Carlos Garaycochea, humor en colores”, que reúne 40 obras originales realizadas por el artista para la revista El Gráfico y otras publicaciones.

Además se expondrá “Humor Gráfico Argentino: su historia”, una síntesis, en poco más de 100 obras, en homenaje a los artistas y a los medios gráficos que durante los últimos dos siglos les dieron espacio para que pudieran deleitar al público lector con su creatividad.

El Museo del Humor apuntará a amalgamar a los clásicos del género con los nuevos talentos y con la animación, e incluirá muestras permanentes y transitorias, programas educativos y talleres de arte sobre el lenguaje de la historieta, entre otras actividades a las que se podrá acceder en todos los casos en forma gratuita.

Para más información ingresá aquí.

Sobre medios en la Ciudad