Tu navegador no está actualizado. Tiene conocidas fallos de seguridad y podría no mostrar todas las características de este y otros sitios web. Aprendé cómo podes actualizarlo.

Las ferias de la Ciudad ofrecen pescado bueno y barato para la Semana Santa

Hay muy buenas ofertas para los vecinos. El próximo miércoles, además, funcionará en Constitución (Av Brasil y Lima) la Feria de los Pescadores, donde se cocinará una paella gigante, bastones de pescado frito y rabas.

Miércoles 28 de marzo de 2018



Se viene la Semana Santa y las ferias de la Ciudad son una buena alternativa para que los vecinos consigan pescados a buenos precios y de inmejorable calidad. Una cita obligada es el miércoles 28 de marzo, entre las 16 y las 21, sobre Av Brasil y Lima (Constitución), donde se armará una Feria de Pescadores en plena calle. Ahí también se venderán frutas, hortalizas, legumbres, lácteos pan y roscas de pascuas. Y la gran novedad es que se va a cocinar una paella gigante, bastones de pescado frito y rabas.

Por eso se dispuso ofertas que ya están sobre el mostrador, a la espera de la Semana Santa. Y estos son algunos de los valores destacados:

  • Calamar entero: $ 90

  • Colita de calamar: $ 49

  • Cornalitos: $ 80

  • Corvina entera: $ 59

  • Filet de gatuzo: $ 130

  • Pollo de mar: $ 125

  • Mix de mar (surtido para paella / 10 personas): $ 199



Para la Feria de Pescadores, en tanto, se fijaron los siguientes precios:

Paella: $ 99 la porción de 350 grs. O $299 el kg (comen 3 personas)

Porción de bastoncitos de pescado frito: $99 el 1/4 de kilo.

Porción de rabas: $150.

Voces de feria

"La gente viene y aprovecha porque en la feria encuentra una combinación imbatible de precio y calidad", asegura Claudia Demoestri, quien desparrama simpatía en el puesto de pescados de Parque Patricios. Uno de sus compañeros, Juan Pablo Mansilla, agrega que "la clave también es la variedad. Porque uno viene acá y sabe que tiene muchas opciones antes de elegir qué se va a llevar".

La relación entre los feriantes y los vecinos por momentos es casi familiar. Se conocen, se tutean, se tienen mucha confianza. Desde uno y otro lado del mostrador. Así lo explica Griselda Gil, quien religiosamente cada miércoles se da una vuelta por Parque Patricios para comprar pescado, verduras y carnes. "Para mí es un paseo, ya somos viejos conocidos con todos", dice, divertida.

"La gente viene y aprovecha porque en la feria encuentra una combinación imbatible de precio y calidad". (Claudia Demoestri, feriante en Parque Patricios)

Estas ferias existen en Buenos Aires desde 1992. Constituyen un punto de encuentro y sociabilidad para los vecinos, y es por ello que la Ciudad trabaja fuertemente en brindarles variedad de opciones, cercanía y productos de calidad, atentos a las nuevas tendencias: productos saludables, la vuelta a los mercados de barrios y el sentimiento de pertenencia de los vecinos con respecto a sus espacios comunes.

Secretos del pescado

Lo primero que hay que saber es en qué estado de conservación está el pescado a la hora de comprarlo. Es decir si está congelado, enlatado o si es pescado fresco. En el caso de los pescados congelados, deben descongelarse en la parte baja de la heladera, elaborarlo y consumirlo el mismo día. El pescado que no va a ser consumido dentro de las 24 horas debe ser refrigerado, previo lavado y guardado dentro de un recipiente o bolsa limpia.

Lo primero que hay que saber es en qué estado de conservación está el pescado a la hora de comprarlo.

Si el pescado que vas a consumir es enlatado, es imprescindible observar la lata y ver que no presente abolladuras, ni estar hinchados, ni oxidados; lo más importante es que siempre verifiques la fecha de vencimiento.

Por último, cuando se compra pescado fresco (sin congelar), éste debe tener los ojos brillantes, agallas rojas, piel y escamas firmes. Se debe comprobar que el cuerpo se recomponga después de ejercer presión sobre él. Puede conservarse en heladera hasta 2 días y hasta 3 meses en freezer.

Es importante prestar atención al momento de la preparación, ya que para lograr un alimento inocuo se debe asegurar la correcta cocción, que en el caso del pescado debe ser a 75 °C. Se debe tener siempre presente que si el pescado presenta tonos rosados, rojos, bordó o similares, no se debe consumir.

Sobre medios en la Ciudad