Sala San Martín

Conocé la gesta de la independencia.

El proceso de independencia

La crisis de poder en España también provocó un colapso en el sistema de dominación colonial. En el Río de la Plata, el proceso que llevó a la independencia se inició el 25 de mayo de 1810. Cuando llegaron a Buenos Aires las noticias de la caída de las últimas autoridades legítimas en España, la Junta buscó dirigir el antiguo virreinato en nombre del depuesto rey. Sin embargo, la monarquía española –que comenzaba a rechazar al invasor francés– consideró al nuevo gobierno patrio como rebelde y lo combatió militarmente. Frente a esta posición, el germen de la emancipación de España comenzaba a surgir.

Una serie de gobiernos se fueron sucediendo durante la primera década revolucionaria. Estos tuvieron que organizar políticamente los territorios que aspiraban a la independencia y formar los ejércitos necesarios para defender la revolución. La Asamblea del 1813 no logró declarar la independencia, pero sí tomar importantes decisiones: aprobó el uso de los primeros símbolos patrios, suprimió los títulos de nobleza, eliminó el servicio personal de los indígenas y estableció la libertad de imprenta, entre otras importantes medidas. Fue el Congreso celebrado en la ciudad de San Miguel de Tucumán, en 1816, el que finalmente declaró la independencia de España y “de toda otra dominación extranjera”.

Mientras tanto, desde 1814 José de San Martín había comenzado a planificar el cruce de los Andes desde Mendoza. Esta campaña –iniciada finalmente en 1817– buscaba invadir por sorpresa Chile y desde allí embarcarse hacía Perú, centro del poder español en América del Sur. Los triunfos militares de San Martín, sumados a las campañas de Simón Bolívar, debilitaron de manera definitiva el control español sobre América.

Por su parte, el Congreso Constituyente se trasladó a Buenos Aires en 1817. Allí aprobó, dos años después, la Constitución de las Provincias Unidas en Sudamérica, que fue rechazada por las provincias debido a su carácter centralista. Recién a comienzos de 1820 el gobierno central cayó, cuando las tropas de las provincias de Santa Fe y Entre Ríos derrotaron a las de José Rondeau, quien pocos meses antes había sido nombrado Director Supremo de las Provincias Unidas del Río de la Plata.

Galería de imágenes