Tu navegador no está actualizado. Tiene conocidas fallos de seguridad y podría no mostrar todas las características de este y otros sitios web. Aprendé cómo podes actualizarlo.

Red de agua potable, cloacal y pluvial

Construimos tendidos nuevos y renovamos los existentes para asegurar el acceso al agua potable y a los desagües adecuados.

El acceso a los servicios básicos es un pilar fundamental para el desarrollo de toda persona. Para ello, un importante eje de trabajo del proyecto de integración social y urbana del Barrio Mugica está en las obras de infraestructura, tanto en la red de agua, como en el tendido eléctrico, más la pavimentación y el alumbrado público de las calles del barrio.

Éstas obras incluyen, específicamente en lo relacionado al agua, el 100% de las redes cloacales, pluviales y también el suministro de agua potable. En el marco de este Plan Integral de Infraestructura, llevamos adelante las siguientes obras:

Acueducto

La primera prioridad fue la construcción de una cañería para la alimentación de agua potable a la nueva red distribuidora que construímos en el barrio. Esta obra permite obtener un caudal de 1.476 m³ por hora, posibilitando no solo la mejora del servicio sino también el abastecimiento de la demanda de agua futura del barrio. Se trata de un total de 2.821 metros lineales, desde Av. Figueroa Alcorta y Jerónimo Salguero hasta el Barrio Mugica. Este acueducto permite obtener una mayor presión de agua para todos los sectores, reemplazando las conexiones previas que llegaban hasta los límites del barrio.

Troncales

Además, para poder hacer las conexiones de agua del acueducto al barrio era necesario terminar las cañerías troncales. Éstas costean el barrio, de manera de alimentar la totalidad del barrio. También recolectan los desagües de las redes cloacales y pluviales del interior del barrio, para conectarlos a los puntos de vuelco de la ciudad. Durante la pandemia del COVID-19 trabajamos junto con AySA en los empalmes entre estos troncales y la red fina en todo el barrio.

Red Fina

El siguiente paso, que fuimos dando en simultáneo junto a las demás obras, está en la construcción y renovación de la red distribuidora interna de agua potable, desagües cloacales y pluviales. Estas redes son aquellas que llegan hasta cada vivienda del barrio, permitiendo que se pueda comenzar el proceso de formalización de los servicios públicos en cuanto estén finalizadas las conexiones parcelarias. Las obras sobre la red fina suman, en total, 11.767 metros lineales. Además de la red de agua, estas obras incluyen la pavimentación de calzada y vereda; y el alumbrado público.

Formalización

Todas las obras realizadas permiten avanzar con la última etapa de la infraestructura, que es la conexión definitiva y la formalización del servicio, de manera que todos los vecinos y vecinas cuenten con un medidor, a cargo de la empresa prestataria, como ocurre en cualquier barrio de la Ciudad.

Para lograrlo, avanzamos en las conexiones domiciliarias y en gestiones con la empresa para lograr una integración y empalme tarifario que sea sostenible para el barrio.