Tu navegador no está actualizado. Tiene conocidas fallos de seguridad y podría no mostrar todas las características de este y otros sitios web. Aprendé cómo podes actualizarlo.

Día de los barrenderos y las barrenderas

Hoy, en su día, si ves a alguno de ellos o ellas, agradeceles por permitirnos vivir en una Ciudad más limpia

Lunes 14 de junio de 2021


Como todos los días los barrenderos y las barrenderas se preparan para salir a trabajar, pero hoy no es un día más, es su día. Por eso, queremos agradecerles por hacer de Buenos Aires una Ciudad más limpia.

Pero una Ciudad sustentable es tarea de todos los días: por eso vos también podés colaborar con su trabajo evitando tirar residuos en la calle. Porque seguro una vez por semana, como mínimo, te cruzás con alguno de ellos o ellas en las calles de tu barrio, y cuando los ves sabés que su rol es clave para la higiene de la ciudad.

Servicio de barrido

Barrido de calles

Todas las calles de la Ciudad se barren al menos una vez por día. Este trabajo se realiza de lunes a sábados, generalmente durante la mañana. La frecuencia de barrido se basa en el nivel de transitabilidad de la zona. Por ejemplo, las avenidas más concurridas requieren una frecuencia de barrido superior a la de las calles de zonas residenciales. Pero existen sectores donde el tránsito peatonal es especialmente alto y, por lo tanto, el barrido se debe repetir durante la tarde. Entre sectores se encuentran las zonas turísticas de la ciudad, los centros de trasbordo de pasajeros y los centros comerciales o gastronómicos. En algunas zonas donde la actividad es más intensa aún se realiza un barrido nocturno.

Durante el otoño, se refuerza la frecuencia del barrido manual y mecánico para así poder recolectar la mayor cantidad de hojas que caen de los árboles. También se presta especial atención a la limpieza y despeje de sumideros a través del barrido manual, para así evitar que las hojas los tapen e impidan el correcto escurrimiento del agua de lluvia hacia la red pluvial. Pero, para que estas tareas puedan llevarse a cabo, es importante que los vecinos estacionen sus autos a una distancia de 20 centímetros respecto al cordón y que jamás lo hagan sobre un sumidero. De esa manera, el barrendero puede limpiar correctamente las cunetas.

Veredas

El barrido de las veredas es responsabilidad del frentista —tanto en zonas residenciales como en zonas comerciales— y debe hacerse desde el cordón hacia el frente. Los residuos provenientes de ese barrido, sean hojas o residuos livianos, deben ser embolsados y dispuestos dentro de los contenedores de basura durante el horario de recolección habitual: todos los días, menos los sábados, entre las 19 y 21 h.

FOTOGALERÍA

Sobre medios en la Ciudad