Tu navegador no está actualizado. Tiene conocidas fallos de seguridad y podría no mostrar todas las características de este y otros sitios web. Aprendé cómo podes actualizarlo.

Experiencia de usuario en la Ciudad

Diseño de experiencias digitales creadas por y para el vecino, fáciles de usar y amigables.

El equipo de Experiencia de Usuario del Gobierno de la Ciudad es un sector a cargo de los productos digitales de Buenos Aires. Observamos, investigamos, buscamos ideas, nos identificamos con los vecinos, trazamos y prototipamos posibles soluciones, las validamos con usuarios reales y las evaluamos hasta obtener resultados innovadores.

Somos un equipo interdisciplinario, conformado por diseñadores gráficos, multimedia, de interacción, front enders y comunicadores expertos en usabilidad digital.

Trabajamos en conjunto con usuarios reales, entendiendo sus necesidades y traduciéndolas en servicios fáciles de usar e intuitivos.

Cada proyecto que abordamos responde la pregunta:
“¿Cómo podríamos generar experiencias que, a través de plataformas digitales, le permitan al vecino vincularse con una Ciudad de una manera fácil y amigable?”

¿Para quiénes trabajamos?

Nuestros clientes son las diferentes áreas del Gobierno que tengan necesidades digitales, para alinear sus productos con las necesidades reales del vecino.

Trabajamos como puente entre las áreas del gobierno y los vecinos, con el objetivo de optimizar su experiencia con los activos digitales de la Ciudad, es decir para que las aplicaciones y webs sean amigables y fáciles de usar.

¿Cómo trabajamos?

Para abordar los proyectos dividimos el trabajo en etapas, basadas en el método de Design Thinking y Sprint (metodología ágil de trabajo). De acuerdo a las necesidades del proyecto, se desarrolla un plan de trabajo dividido en Sprints semanales, con objetivos a corto y medio plazo.

Etapas:

  • Investigación.
  • Creación y reflexión.
  • Prototipado y evaluación.
  • Implementación.

A través de métodos cuanti y cualitativos, se miden los puntos positivos y negativos de los usuarios, por ejemplo testeos con usuarios, relevo de comentarios en las tiendas de celulares, entrevistas, formularios, métricas de Google Analytics, entre otros. Con toda la información recopilada de dichas fuentes, se evalúan los aciertos y errores de cada producto digital y se realizan informes para comunicar a las áreas propuestas y oportunidades de mejora.

¿Qué es ux?

La experiencia de usuario (UX) es cada interacción que el usuario tiene con un producto o servicio. Para que la experiencia sea la mejor tenemos que preguntamos dónde, cuándo y cómo el usuario interactúa con el producto o servicio, porque no es lo mismo pensar una aplicación para usar en movimiento, como la app “BA Cómo Llego”, o una app para leer noticias que uno lee en la comodidad de su casa. Y por supuesto es muy importante entender quién es esa persona.

La clave de UX es prestar atención a todos los detalles y crear experiencias que resulten amigables para nuestros usuarios.

Tenemos que pensar en cómo se sienten las personas al utilizar los productos. Cuando la experiencia hace que se sientan bien, es más probable que vuelvan a usar el producto.

Nuestras herramientas:

Existen muchas herramientas para abordar los procesos de diseño ux, dependiendo de las necesidades de cada proyecto. Algunas de las herramientas que utilizamos en BAUX son:

  • Brainstorming: es el momento de ideación, donde volcamos todas nuestras ideas, sin descartar ninguna.

  • Benchmark: investigamos qué es lo que pasa en el mundo, miramos apps referentes para detectar qué está bueno y qué no. Buscamos patrones, interacciones y cualquier fuente de inspiración.

  • Entrevistas: es imprescindible salir al campo, ir a donde están nuestros usuario objetivos para escuchar sus historias y detectar sus necesidades.

  • Cardsorting: sirve para observar cómo los usuarios agrupan y asocian tarjetas etiquetadas con las diferentes categorías temáticas de una web o app, para entender cómo esperan encontrar el contenido y ajustarnos al máximo a sus modelos mentales.

  • Ruta de usuario: son representaciones gráficas de la experiencia del usuario con un producto o servicio, todos los pasos y etapas que atraviesa. En estas se detectan los puntos de contacto entre el usuario y el producto o servicio, para conocer sus emociones y sentimientos durante el proceso y centrarnos en sus necesidades.

  • Mapa de empatía: la clave del proceso está en la empatía, tenemos que entender quién es el usuario detrás de esa interacción, sus necesidades, emociones, limitaciones y contexto. Nos ponemos en los zapatos de nuestro usuario para entender qué piensa y siente, qué escucha, qué ve, qué dice y hace y cuáles son sus frustraciones y motivaciones.

  • Prototipos: es un método para desarrollar, testear y optimizar ideas de manera rápida y con pocos recursos. El prototipo es la forma más rápida de convertir ideas abstractas en soluciones concretas, una versión temprana de tu idea. Estos pueden ser en papel (baja fidelidad), wireframes (de media fidelidad) y funcionales.

  • Testeos: estas herramientas son de diseño centrado en el usuario, por eso tenemos que volver a ellos y probar si nuestro producto es funcional, amigable y usable. Según Jakob Nielsen, 5 es el número mágico de testeos, ya que se puede encontrar más de un 80% de errores de usabilidad con esa cantidad.