Eduardo Ladislao Holmberg

Conocé la vida e historia del primer director del ex Zoológico de Buenos Aires.

En esta página:


El primer director del Zoológico

El Jardín Zoológico de Buenos Aires fue inaugurado oficialmente el 30 de octubre de 1888, convirtiéndose en el primer zoológico de Latinoamérica. Eduardo Ladislao Holmberg (1852- 1937) fue su primer director. Realizó el diseño general del Parque, los lagos y los hogares para los animales, teniendo en cuenta las necesidades de cada especie.

Siempre pensó a la institución como lugar de estudio de las Ciencias Naturales, asociada al progreso científico del país y adaptada a las necesidades de la educación pública.

Volver al índice


Una revista de prestigio

Médico, entomólogo, ictiólogo, botánico, profesor, explorador y viajero naturalista, Holmberg se caracterizó por divulgar estos conocimientos, por eso fue fundador y director de varias publicaciones, entre ellas:

El naturalista argentino. Revista de Historia Natural (1878) por considerar que “las ciencias naturales, las ciencias de la observación, deben considerarse como el fundamento del progreso moderno”.

Y la reconocida Revista del Jardín Zoológico, cuya publicación comenzó en 1893 y combinaba artículos científicos y notas de interés. En esta publicación participaron los más importantes exponentes de la escena científica de nuestro país: Florentino Ameghino, Carlos Spegazzini, Félix Lynch Arribálzaga, Juan Bautista Ambrosetti, etc.

Descargá la revista en PDF»

Volver al índice


Hombre de Ciencias, hombre de Letras

Entre sus estudios de ciencias naturales se pueden encontrar temas tan diversos como himenópteros, moluscos terrestres, peces, arácnidos, botánica y flora argentina, etc.

Pero además de sus publicaciones de divulgación científica, Holmberg fue escritor, novelista y poeta.

Entre sus obras literarias se destacaron: El ruiseñor y el artista, La pipa de Hoffmann, La bolsa de huesos, El tipo más original, Boceto de un alma en pena, Umbra, La casa endiablada, Lin Calel y Viaje maravilloso del señor Nic-Nac al planeta Marte.

Volver al índice


Ciencia ficción: un precursor

La novela “Viaje maravilloso del señor Nic-Nac al Planeta Marte: Fantasía espiritista”, de 1875, es la primera obra de la literatura argentina que se podría encuadrar en la temática llamada Ciencia Ficción. En este relato no aludía a naves espaciales, sino que encaró la transmigración espiritual, que consistía en el pasaje del alma a un nuevo cuerpo.

Por ésta y otras tantas obras, es que se lo considera un precursor del relato fantástico en Argentina. Te invitamos a descubrir sus cuentos fantásticos.

Volver al índice


En Ecoparque seguimos trabajando para la conservación de más especies autóctonas