Otros tipos de materiales reciclables

Existen algunos tipos de materiales reciclables que transitan un circuito diferente, y para los cuales la disposición debe realizarse de una manera específica. Conocé cuáles son.

Estos reciclables especiales son aquellos que tienen alguna característica de peligrosidad y que, a diferencia del papel, cartón, vidrio o plástico, deben ser gestionados de manera diferenciada. Como la mayoría de ellos son generados en los hogares, podrían causar impactos negativos en el ambiente o la salud humana ya que algunos, en su composición, contienen elementos con características de peligrosidad, toxicidad o nocividad.

Pilas

Las pilas constituyen un tipo de residuo que presenta un riesgo potencial de contaminar al ambiente y afectar la salud de la población si no son gestionadas adecuadamente. Los componentes químicos que se encuentran el interior de las pilas suelen ser metales, ácidos y sales irritantes, algunos muy tóxicos incluso para los seres humanos, como sucede con el mercurio, el cadmio y el plomo.

Si en tu casa tenés las pilas cilíndricas AA, AAA, AAAA, C, D, N pilas prismáticas de 9V y pilas botón las podés llevar a los Puntos Verdes Móviles o a cualquiera de los Puntos Verdes durante el horario de atención. Para las pilas y baterías recargables tenés que comunicarte con el proveedor de aquellas que cuentan con sistemas de recolección.

Es importante reducir el consumo de pilas comunes o alcalinas. Por eso, te recomendamos comprar pilas recargables o elegir productos que se puedan cargar siendo enchufados a la red eléctrica o vía USB.

Residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEEs)

Los aparatos eléctricos y electrónicos son objetos que precisan una gestión especial, tanto por la posibilidad de reutilización como por contener elementos altamente contaminantes, como por ejemplo: plomo, arsénico, selenio, cadmio, cromo, cobalto y mercurio. Algunos ejemplos de aparatos fuera de funcionamiento que se pueden reciclar son: computadoras portátiles y de escritorio, impresoras, fotocopiadoras, teléfonos celulares, monitores, teclados, mouse, teléfonos inalámbricos y fijos, equipos de música, radios, relojes, reproductores de DVD, reproductores de MP3, MP4, MPGE, televisores, pequeños electrodomésticos, videojuegos, cartuchos de tinta y tóners.

Para disponerlos responsablemente, podés acercarlos a los Puntos Verdes Especiales durante el horario de atención y también a los Puntos Verdes Móviles.

Tela Friselina

Todos los materiales que contengan tela friselina, están hechas 100% de polipropileno, por lo tanto al quedar en desuso estos materiales pueden volver a fundirse y utilizarse para diferentes artefactos plásticos. Llevalas a los Puntos Verdes Móviles para que reciban el tratamiento correspondiente.

Aceite de cocina usado

Este tipo de residuo, que se genera al descartar el aceite de fritura de nuestros hogares, si no es tratado correctamente puede dañar potencialmente al ambiente y también ocasionar la obstrucción de cañerías y desagües. Sólo un litro de aceite puede contaminar hasta 1000 litros de agua.

Podés llevar tu aceite de cocina usado a los Puntos Verdes Móviles o a los Puntos Verdes durante el horario de atención en botellas cerradas y limpias. Recordá esperar a que el aceite se enfríe, para que la botella no se deforme y su transporte sea más sencillo.