Residuos

Conocé los proyectos que lleva a cabo la Agencia de Protección Ambiental para gestionar los Residuos Especiales de Generación Universal y de prevención del descarte en general.

El sector de la residuos en Argentina contribuye en un 14% a la emisiones de dióxido de carbono que generan el cambio climático. Para disminuir su impacto se pueden tomar diferentes medidas y, así, evitar que los residuos que pueden ser reciclados lleguen a rellenos sanitarios o basurales.

¿De qué tipo de residuos estamos hablando?

Entre los productos que habitualmente se utilizan en los hogares y pueden ser considerados residuos especiales domiciliarios o residuos especiales de generación universal, se pueden señalar:

● Pilas y baterías

● Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos

● Lámparas bajo consumo

● Cartuchos y toners

● Aceites vegetales usados

Este tipo de residuos requiere una gestión apropiada y su separación de la corriente general de los residuos sólidos urbanos destinados a rellenos sanitarios. Para ello, la Agencia de Protección Ambiental se encuentra diseñando planes tendientes a desarrollar vías selectivas de transporte, almacenamiento y disposición final ambientalmente segura.

¿Qué son los Residuos Especiales de Generación Universal?

Son aquellos que tienen alguna característica de peligrosidad y que a diferencia de otros residuos como papel, cartón, vidrio o plásticos, deben ser gestionados de manera diferenciada.

Numerosos productos de uso cotidiano en los hogares pueden contener una o más de estas características: capacidad para producir explosiones, ser inflamables, generar combustión espontánea, reaccionar con el agua o el aire, provocar toxicidad aguda y crónica, producir infecciones, ser corrosivo o tóxico para el medio ambiente, entre otras.

¿Qué hacer con otro tipo de residuos?

La gestión de residuos húmedos, reciclables, poda o escombros se realiza a través del Ministerio de Ambiente y Espacio Público