Tu navegador no está actualizado. Tiene conocidas fallos de seguridad y podría no mostrar todas las características de este y otros sitios web. Aprendé cómo podes actualizarlo.

El Gobierno porteño llamó “a la calma y la reflexión” tras los incidentes

Convocó a dialogar a legisladores y gremios opositores para evitar nuevos actos de violencia. La construcción del Centro Cívico cumple con los requisitos legales.

Viernes 26 de abril de 2013

El Gobierno porteño llamó a “la calma y reflexión” tras los incidentes registrados en las adyacencias del Hospital Borda y convocó a dialogar a legisladores y gremios opositores para “evitar nuevos actos de violencia” por la construcción del Centro Cívico que “cumple con todos los requisitos que marca la ley”.

“Este es un llamado a la calma, la reflexión y al diálogo. Los hechos de violencia nos preocupan y si hay un gremio minoritario que no quiere que se construya el Centro Cívico que vaya por la vía judicial y acepte lo que dice la justicia, tal como hace el Gobierno de la Ciudad”, puntualizó la Vicefeje de Gobierno, María Eugenia Vidal.

Vidal, junto al jefe de Gabinete, Horacio Rodríguez Larreta, y los ministros de Justicia y Seguridad, Guillermo Montenegro, y de Desarrollo Urbano, Daniel Chain, ofrecieron esta tarde una conferencia de prensa en el Palacio Municipal en la que explicaron detalles del proyecto aprobado por la Legislatura de creación del nuevo complejo y detalles de los incidentes.

“Es bueno para los vecinos, es bueno generar obras y llevar el Estado con actividades para mejorar los barrios del Sur de la Ciudad, como el Gobierno porteño ya hizo llevando allá el Ministerio de Salud, la sede central del Banco Ciudad y creando el Distrito Tecnológico”, puntualizó Vidal.

Recordó que la ley que autoriza a vender un inmueble para poder financiar las obras, fue aprobada “no tan sólo por el bloque PRO que es minoría en la Legislatura, sino por los bloques opositores, entre ellos, el Frente para la Victoria”.

Vidal aclaró que los terrenos que servirán de base pertenecen al Ministerio de Desarrollo Urbano y no afectarán al Hospital Borda, que continuará funcionando normalmente.

Explicó que la demolición del viejo taller terapéutico, desocupado en agosto del año pasado, fue acordada con cuatro de los cinco gremios que tienen representatividad en el sector de salud, por cuanto la estructura del edificio presentaba asbesto, un material cancerígeno que ponía en riesgo la salubridad de pacientes y profesionales, y que ese hecho era independiente de si en ese sitio se levantaba o no el nuevo edificio oficial.

El Gobierno porteño construyó talleres nuevos para reemplazar al viejo taller, uno de ellos a cien metros de distancia con equipamiento totalmente novedoso.

El proyecto fue consensuado hace un año con los médicos del Hospital Borda, la Asociación de Médicos Municipales (AMM), la Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN), Sindicato Único de trabajadores del Estado de la Ciudad de Buenos Aires (SUTECBA) y la Federación de Médicos Profesionales, con la excepción de ATE que rechazó la iniciativa e interpuso acciones ante la Justicia.

En ese sentido, Vidal recordó que los tribunales porteños en dos ocasiones habilitaron la construcción del Centro Cívico en ese lugar y permitieron el traslado del Taller protegido número 19 al otro sitio, atendiendo a las cuestiones de peligro para la salud de pacientes y trabajadores que planteó el Gobierno.

Rodríguez Larreta dijo que con la convocatoria a los sectores opositores de la legislatura y los gremios “esperamos encontrar una salida entre todos que mejore esta situación y evite actos de violencia, manteniendo voluntad de diálogo”.

Respecto de los incidentes generados esta mañana, Montenegro informó que hay dos policías gravemente heridos, ocho detenidos y grabaciones propias que muestran una hora de agresiones constantes contra la Metropolitana por parte de un grupo de violentos, algunos de los cuales estaban encapuchados.

"La Policía Metropolitana no los atacó, sino que se defendió, y se le pidió a los periodistas que se colocaran a un costado”, para evitar accidentes, puntualizó.

Dijo que en las grabaciones se observa “perfectamente que la Policía Metropolitana no generó ninguna agresión” por cuanto llegó al lugar para custodiar el comienzo de obra, dos horas antes de que se generaran los hechos, en los cuales “había personas que cortaron la calle y prendieron fuego”.

No obstante, el Ministro advirtió que la actuación de los efectivos será puesta bajo análisis de los auditores externos y “si algo se hizo mal se determinarán los grados de responsabilidad”.

Foto María Inés Ghiglione-gv/GCBA.

Sobre medios en la Ciudad